Image Alt

Blog

Hospital de los Reyes Católicos

El Hospital de los Reyes Católicos

El Hospital, ubicado en la Plaza del Obradoiro, se construyó a principios del s. XVI por orden de los Reyes Católicos. Debido a las deficiencias sanitarias de Santiago de Compostela, Fernando II de Aragón e Isabel I de Castilla mandaron construir un hospital para atender a los peregrinos que llegaban a la ciudad del apóstol Santiago.

Fue uno de los tres hospitales de peregrinos más importantes del camino, junto con el hospital del Rey en Burgos y el de San Marcos en León. En el friso superior del actual edificio puede leerse en latín que los Reyes Católicos mandaron su construcción en 1501 para atender a enfermos y peregrinos del divino Xacobe.

El arquitecto Enrique Egas se encargó de su construcción. El interior del edificio se estructura en una planta rectangular con cuatro patios. Y entre los cuatro espacios abiertos se establece una capilla ojival, de planta de cruz latina. Al crucero se accede por un enrejado de hierro, encargo del cerrajero francés Guillén de Colás, y su bóveda está confeccionada en piedra litográfica de Coimbra. En 1912, la capilla obtuvo el reconocimiento de Monumento Nacional.

Claustro del Hospital de los Reyes Católicos

Claustro del Hospital de los Reyes Católicos.

La portada del edificio fue un encargo a los maestros franceses Martín de Blas y Guillén de Colás. Es de estilo plateresco y busca transmitir un mensaje de salvación. En el friso de la puerta pueden reconocerse los doce apóstoles, y en las pilastras aparecen las figuras de Adán, Eva, Santa Catalina, Santa Lucía, San Juan Bautista y María Magdalena. En homenaje a los precursores del Hospital, en las pechinas pueden verse dos medallones que recogen los bustos de los Reyes Católicos.

Las obras del Hospital concluyeron en 1527, tras finalizar la capilla. Frente al edificio se sostiene entre pilares una cadena del s. XVI que delimita la propiedad del hospital. Esta separación se debe a continuas disputas entre las autoridades del Hospital y el Ayuntamiento de Santiago por el terreno.

En 1954, Año Santo, el edificio se transformó en alojamiento turístico y pasó a denominarse Hostal de los Reyes Católicos. Desde entonces, forma parte de la cadena de paradores turísticos de España.

Dejar un comentario

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit sed.

Follow us on